¿Quién no ha leído nunca una novela de Stephen King? Es difícil encontrar a esa persona puesto que el prolífico autor se ha convertido con los años en una referencia ineludible de la narrativa norteamericana contemporánea. Sus obras, todas ellas éxitos en ventas, han demostrado no solo que la cultura pop es parte de la “gran cultura”, sino que su narrativa de raíz proletaria lo ha erigido como una de las voces más representativas de los últimos 40 años, enlazándolo con toda una tradición de grandes autores sajones del horror y lo fantástico. Ahora, si a pregunta es, ¿quién lo ha leído TODO de Stephen King? La respuesta es mucho más compleja. En nuestros pagos se reduce a un puñado de personas entre las que se cuenta Ariel Bossi, quien dando rienda suelta a su fanatismo se ha transformado en coleccionista, editor de la revista Insomnia, fundador del Restaurant de la Mente -librería dedicada al autor-, organizador de festivales de cortos basados en textos de King y varios proyectos más. Su última quijotada fue la de escribir Todo sobre Stephen King, un volumen de 554 páginas en el que recorre vida y obra del maestro del horror, revela curiosidades y anécdotas oscuras de su carrera.

18674890_10213482299636604_938254041_o

¿Cuándo y cómo despierta en vos la pasión por King?; ¿cuáles fueron tus primeras lecturas?

Siendo un ávido lector y espectador de obras de terror, era cuestión de tiempo para que descubriese a Stephen King. En 1993, con trece años, mi madre contó la trama del libro que estaba leyendo, en donde un abogado gordo recibía una maldición de parte de un gitano en venganza por haber atropellado a su madre. Era Maleficio, de Stephen King, y me llamó la atención, por lo que leí el libro inmediatamente ella lo terminó. Reconozco que no me gustó mucho, pero sí lo suficiente para que tuviese crédito abierto. Al poco tiempo leí Christine, el cual me gustó bastante más. Y en 1996, cuando salió El Pasillo de la Muerte y lo fui leyendo enseguida salían los volúmenes, tuve el quiebre como lector. A partir de ese momento quise leer todo lo publicado por el autor.

¿Qué es lo que fascina del universo oscuro? ¿Por qué nos seduce?

Creo que tanto la fascinación y lo atractivo es que involucra muchas sensaciones que no suelen disfrutarse, tales como el miedo, angustia, ansiedad, pero siempre en un terreno seguro. Nos metemos en la vida de los personajes y los acompañamos en las situaciones y lo que sienten, descubriendo sus vivencias y enfrentando situaciones extremas. La adrenalina existe pero sin un riesgo real y es lo que lo vuelve tan seductor.

¿Podrías reconocer un hilo conductor subyacente a toda la producción de King?

Respecto a toda su producción (incluyendo tanto sus novelas como ensayos y obras de no-ficción), Stephen King es un autor que se caracteriza por desarrollar y experimentar con diferentes estilos, géneros y formatos. Si bien el cuerpo principal de su producción son novelas de ficción en el género suspenso-terror, incluso en ellas se pueden apreciar estas diferencias (por ejemplo, Carrie está compuesta por dos partes: la historia principal, y la crónica de diferentes fuentes para complementarla.  Dolores Claiborne es un monólogo, La Planta está escrita como un intercambio epistolar, etc.). Las diferencias en los géneros también son claras, incluyendo terror, suspenso, policial, vivencias e incluso ciencia ficción.
Si buscamos un hilo conductor dentro de su ficción, la saga de La Torre Oscura suele considerarse el principal pilar, y es a partir de esta saga que han surgido otras novelas (Insomnia es el ejemplo más claro). Esta saga también ha ido incorporando otras obras que no formaban parte de la misma, tal como sucedió como El Misterio de Salem’s Lot.

Stephen-King-p58tud

Qué podés decirnos sobre su galería de personajes?; ¿cómo se acercan ellos a vos lector, o vos a ellos?

La obra de King nos ha presentado una gran cantidad de personajes y, salvo contadas excepciones, la creación de los mismos es uno de los puntos fuertes del  autor. Tanto los “buenos” como los villanos suelen sentirse “reales”, con sus aciertos y fallas, volviéndolos empáticos para el lector. Por supuesto, siempre depende de la personalidad del lector, ya que no todos realizamos la misma conexión con los personajes. En mi caso, es muy difícil que no conecte rápido con aquellos protagonistas de aquellas historias del tipo vivenciales (o coming-to-an-age, tal como se las suele etiquetar), sobre todo porque soy una persona nostálgica y esas historias se alimentan de (y también alimentan) la nostalgia.

Tanto en su vida como en su obra podemos advertir que Stephen King no es ajeno al mundo del proletariado. Una segunda lectura de buena parte de sus obras nos enfrenta con varias de sus realidades. ¿Podemos definirlo como un escritor proletario?

Sí, por supuesto. Si bien Stephen King es millonario y lo lleva siendo durante la mayor parte de su vida, desde su nacimiento hasta sus casi treinta años el dinero ha sido un bien escaso en su vida. Ha sabido casi tocar fondo, viviendo en un tráiler, y ha tenido éxito gracias a su obra, al punto en que no debe ni tener noción del dinero que tiene (y genera). Pero su personalidad y forma de vida no se ha definido siendo un millonario sino todo lo contrario, y eso ha influido y se ha volcado en su obra (alcanza con pensar en el protagonista de cada uno de sus libros y nos daremos cuenta de la clase social a la que pertenecen casi todos ellos). Por supuesto, el autor tiene sus lujos conocidos (casas y autos principalmente), pero es una persona cuyos amigos, vecinos y conocidos definen como normal y con los pies sobre la tierra. No es extraño que sus personajes también los tengan.

¿Qué elementos considerás imprescindibles a la hora de enfrentarte con una narración para definirla como de Stephen King?

Depende de la etapa que se considere del autor. No tienen los mismos elementos (ni estilo, ni madurez) Carrie que Revival, por ejemplo. Sin embargo, creo que la “marca registrada” del autor son sus personajes que se sienten reales enfrentando una situación que amenaza con quebrarlos física y/o psicológicamente. Me cuesta bastante pensar en un personaje principal de Stephen King al cual no pueda imaginar real. Por supuesto, miedos y terrores (sobre todo aquellos ambientados en la actualidad) no pueden dejarse de lado (¿cuántas veces nos hemos topado con una situación que “parece salida de un libro de Stephen King?)

Uno de los elementos característicos de sus novelas es el manejo de la violencia en distintos niveles para crear parábolas sobre el mundo contemporáneo. ¿Podrías arriesgar una teoría sobre la visión crítica de King?

Si se interpretan muchas de sus obras en donde está presente la violencia, se pueden ver situaciones ficticias que llevan a reflexionar (o relacionarlas) con sucesos de la vida real, ya sea mostrando una situación de bulling escolar (Carrie), violencia familiar (El Retrato de Rose Madder) o situaciones más extremas (Mr Mercedes y Rabia son las dos más resonantes). La violencia está presente en un sinfín de situaciones cotidianas, y King, a través de sus libros, la muestra de manera explícita (como en las obras mencionadas anteriormente) o de manera más sutil (en su última recopilación de cuentos, El Bazar de los Malos Sueños, hay varios ejemplos donde la violencia es más sutil).

18642088_10213482297436549_1913799556_o

Hablando de violencia, como bien narrás en tu libro, hacen ya varios años que King retiró de circulación su novela Rabia, luego del incidente Carneal. En estos días se dio el caso del atropellador serial en EEUU y, al ver las imágenes es difícil no recordar las primeras páginas de Mr. Mercedes. ¿Creés que, en algún punto, que la violencia ficcional no sólo refleja sino que retroalimenta la violencia real?  

Sí, por supuesto. Creo que la violencia ficcional está en ambas esquinas, tanto en la que inspira la obra como la ficcional que inspira a la real. Sin ir más lejos, hace una semana sucedió el suceso en Nueva York de la persona que atropelló a la gente en Times Square, y anoche hubo un atentado en el estadio donde se llevó a cabo el recital de una estrella pop.  Pero ¿qué se puede hacer ante ello? Si bien entiendo al autor, tengo una posición encontrada respecto a que Stephen King haya retirado de la venta el libro Rabia, y menos aun cuando luego se publicó Mr Mercedes, cuyo punto de partida se inspiró en un hecho violento real. ¿Dónde se traza la línea divisoria? ¿Es culpa del autor? Claro que no. Y sin embargo cada vez es más fácil asociar un hecho violento con una obra de ficción.

¿Cómo nace Insomnia?

Descubrí Insomnia en su tercer año, en el número 32, y enseguida envié un correo proponiendo una sección (a lo cual el director, Ricardo Ruiz, me dijo que no se iba a llevar a cabo por el momento). Comencé a intercambiar e-mails con Ricardo y, tiempo después, escribí mi primer artículo para la revista. Ya para el quinto año de la revista colaboraba con noticias y algún artículo de forma mensual, y para los doce años estaba como subeditor de la misma. A punto de llegar a sus veinte años, considero Insomnia como una de las grandes responsables de mi fanatismo por Stephen King, y el trabajo que hizo Ricardo Ruiz desde el comienzo es digno de cuanto elogio reciba. No lo he corroborado, pero dudo de que haya una revista gratuita sobre un autor que siga editándose mes a mes desde 1999. 

Stephen King tiene muchos “padres literarios” y muchos “hijos”… ¿Cuáles te resultan más interesantes en ambos casos?

Respecto a sus padres literarios, Richard Matheson y Ray Bradbury son aquellos cuyas obras más me han cautivado. No soy un férreo defensor de H.P.Lovecraft (de hecho, si bien tiene varias obras excepcionales, la gran parte de su obra me resulta olvidable e, incluso, repetitiva, algo que no me sucede lo mismo con Edgar Allan Poe, pero King no lo menciona como un “padre”) pero entiendo la influencia que tuvo en Stephen King.
De autores del género que publicaron obras luego de su irrupción comercial en la literatura, creo que los que obtuvieron más renombre son Clive Barker, Robert McCammon y Dan Simmons. De estos tres, McCammon es aquel cuyos escritos son más cercanos a Stephen King. Dean Koontz es previo a King (para el momento de publicación de Carrie, Koontz ya tenía 23 novelas publicadas) y, por supuesto, hay muchos autores que se inspiraron en él pero no han tenido alta trascendencia (John Saul, Ray Garton, Justin Cronin, por ejemplo).

18697849_10213482299276595_287940801_o

Y hablando de hijos, ¿pudiste ver la producción de Joe Hill tanto en narrativa como en historieta? ¿Qué opinión te merecen sus obras?

Sí. Comencé a leer las obras de Joe Hill cuando trascendió quién era, allá a comienzos de 2007, aunque debo decir que su primera novela no me llamó mucho la atención, y tampoco lo hicieron los cuentos de Fantasmas (20th Century Ghosts). Su siguiente novela me gustó bastante (Cuernos) y NOS4A2 me encantó (aún no terminé de leer Fuego, su última novela). Respecto a sus cómics, Locke and Key me pareció brillante. Incluso aquellos cómics basados en algunos de sus cuentos me parecieron superiores a éstos, lo que, en cierta manera, confirma lo que el propio autor dijo en alguna ocasión respecto a que se considera más un guionista de cómics que novelista. Creo que es un autor cuyo reconocimiento irá creciendo cada vez más con los años. 

Hablanos de El restaurante de la mente

Restaurant de la Mente es una librería dedicada a las obras y adaptaciones de Stephen King que fundamos con dos amigos en 2008, luego de una prueba piloto que hicimos casi por accidente en 2007. Los tres somos fanáticos del autor y nos conocíamos de los grupos y foros desde hacía un tiempo, por lo que surgió la idea a partir de un viaje que íbamos a llevar a cabo en el 2008 a EEUU, en donde estaba el plan de visitar Bangor y otros lugares relacionados al autor. El viaje lo llevamos a cabo y fue durante el mismo que le dimos la vuelta de tuerca a la idea para profesionalizar el  proyecto, ya con una tienda propia. Desde entonces, hemos ido mejorándola día a día, tratando siempre de cubrir todas las demandas, tanto de lectores ocasionales como la de los coleccionistas. Desde el 2013 contamos con un showroom en Microcentro (en Diagonal Sáenz Peña 615, 4to piso, oficina 425) y siempre estamos trabajando en más proyectos relacionados a nuestra tienda. En 2011 y 2013 llevamos a cabo los festivales de cortometrajes King on Screen, los cuales fueron patrocinados por el Gobierno de la Ciudad, tanto en las proyecciones de 2011 (en el Centro Metropolitano de Diseño) como en el 2013 (en el Distrito Audiovisual). La librería comenzó como un hobby y se transformó en un emprendimiento que requiere mucho trabajo de varias personas, pero el resultado es una gran satisfacción y orgullo para nosotros.

Sobre El Autor

Imagen de perfil de Damian Blas Vives

Actualmente coordina el Centro de Narrativa Policial H.Bustos Domecq de la Biblioteca Nacional Mariano Moreno. Fue hasta 2016 coordinador del Programa de Literatura de esa institución y editor de la revista literaria Abanico desde 2004. En 2006 fundó Seda, revista de estudios asiáticos y Evaristo Cultural en 2007. Dirigió durante una década el taller de Literatura japonesa de la Biblioteca Nacional, que ahora continúa de manera privada. Coordina el Encuentro Internacional de Literatura Fantástica; Rastros, Observatorio Hispanoamericano de Literatura Negra y Criminal. Ideó e impulsó el Encuentro Nacional de Escritura en Cárcel, coordinándolo en sus dos primeros años, 2014 y 2015. Fue miembro fundador del Club Argentino de Kamishibai. Incursionó en radio, dramaturgia y colaboró en publicaciones tales como Complejidad, Tokonoma, Lea y LeMonde diplomatique. En 2015 funda el sello Evaristo Editorial y es uno de sus editores.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir la barra de herramientas