De un tiempo a esta parte Tute sobrepasó la categoría de humorista gráfico, algunas de sus novelas gráficas habitan el núcleo mismo de la belleza. Su recurrencia al monólogo, el uso de los silencios cómplices, la empatía en los momentos cómodos y en los incómodos, saben indagar en el alma del lector sin necesidad de formalizar la pregunta. No teme adentrarse en los temas verdaderamente importantes e iluminarlos desde la cultura clásica y el pop para generar una metafísica del mundo contemporáneo.

Incisivo, pero de manera poco ortodoxa, no interpela a la política y a la sociedad en sí, sino a la interioridad misma del individuo, esa construcción que tantas desgracias nos hace sufrir a todos. Tute se ríe de las neurosis desbaratando sus argumentos, iluminando el territorio de la piedad y el asombro. Obras como Dios, el hombre, el amor y dos o tres cosas más lo posicionaron como una de las voces más talentosas de su generación, con Diario de un hijo Tute nos entrega una parte de su corazón.

El 8 de mayo de 2012 fallecía Carlos Loiseau, más conocido por todos los argentinos como Caloi, el creador de Clemente, el infatigable difusor-conductor de Caloi en su tinta, uno de los humoristas gráficos argentinos más importantes del siglo XX y el papá de Tute.

Existen toda una tradición literaria que ronda la construcción de la memoria paterna; La invención de la soledad de Paul Auster; La vida de mi padre de Raymond Carver; La muerte de padre de Karl Ove Knausgård, son sólo algunos ejemplos… y Diario de un hijo pertenece a esta tradición por derecho propio. Es -y seguramente termine siendo- la producción más personal de Tute, un texto inteligente pero descarnado, una autobiografía que es también radiografía de una época. Tute dibuja la bitácora de la relación con su padre y comparte con nosotros toda la constelación simbólica de su familia que, siendo absolutamente personal, a la vez no es diferente a nuestra experiencia, la de sus lectores.

El padre como imagen, como amigo, como guía en el camino de constituirse como persona. El vacío por la pérdida. Los mitos personales y la memoria familiar. La orfandad, la construcción del recuerdo, y la propia paternidad. Una novela gráfica poética e infinita.

Título: Diario de un hijo

Autor: Tute

Editorial: Sudamericana

168 páginas

Sobre El Autor

Actualmente coordina el Centro de Narrativa Policial H.Bustos Domecq de la Biblioteca Nacional Mariano Moreno. Fue hasta 2016 coordinador del Programa de Literatura de esa institución y editor de la revista literaria Abanico desde 2004. En 2006 fundó Seda, revista de estudios asiáticos y Evaristo Cultural en 2007. Dirigió durante una década el taller de Literatura japonesa de la Biblioteca Nacional, que ahora continúa de manera privada. Coordina el Encuentro Internacional de Literatura Fantástica; Rastros, Observatorio Hispanoamericano de Literatura Negra y Criminal. Ideó e impulsó el Encuentro Nacional de Escritura en Cárcel, coordinándolo en sus dos primeros años, 2014 y 2015. Fue miembro fundador del Club Argentino de Kamishibai. Incursionó en radio, dramaturgia y colaboró en publicaciones tales como Complejidad, Tokonoma, Lea y LeMonde diplomatique. En 2015 funda el sello Evaristo Editorial y es uno de sus editores.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir a la barra de herramientas