A los 93 años falleció esta madrugada el gran compositor italiano Ennio Morricone por complicaciones luego de una caída acaecida en los últimos días, en la que se rompiera un fémur. En las primeras horas de la mañana Giorgio Assumma, su abogado, leyó a las puertas de la clínica en la que el compositor se encontrara internado el obituario escrito por el propio músico en sus últimas horas.

 

“Yo, Ennio Morricone, he muerto. Lo anuncio así a todos los amigos que siempre me fueron cercanos y también a esos, un poco lejanos, que despido con gran afecto.

Pero un recuerdo particular es para Peppucio y Roberta, amigos fraternos muy presentes en estos últimos años de nuestra vida.

Hay sólo una razón que me empuja a despedirme de este modo y a tener un funeral privado: no quiero molestar.

Saludo con mucho cariño a Ines, Laura, Sara, Enzo y Norbert por haber compartido conmigo y con mi familia gran parte de mi vida.

Quiero recordar con amor a mis hermanas Adriana, Maria y Franca y sus seres queridos y hacerles saber cuánto las quise.

Un saludo lleno, intenso, profundo a mis hijos Marco, Alessandra, Andrea y Giovanni, mi nuera Monica y a mis nietos, Francesca, Valentina, Francesco y Luca.

Espero que entiendan cuánto los he amado.

Por último, María (pero no última). A ella renuevo el amor extraordinario que nos ha mantenido juntos y que lamento abandonar.

A ella es mi más doloroso adiós”.

 

 

Desde Evaristo Cultural nos despedimos de éste genial autor repasando algunas de sus obras más emblemáticas.

 

 

 

 

 

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir a la barra de herramientas