La felicidad de Tomo-chan

Por Banana Yoshimoto Acaba de editarse en nuestro país el nuevo libro de Banana Yoshimoto, Recuerdos de un callejón sin salida, en el que, con su particular sensibilidad para describir lo inasible, la autora...

Kao: El rostro

Por Michitaro Tada Los lectores argentinos interesados en la cultura nipona entraron en contacto con Michitaro Tada en el 2006, cuando Adriana Hidalgo editó el revelador tomo titulado “Gestualidad japonesa”,...

Juan Gelman y su heterónimo japonés.

Los poemas de Yamanokuchi Andô En "Cólera Buey", volumen compilatorio de diversos libros escritos entre 1962 y 1968 y que reúne unos 150 poemas, Juan Gelman presenta tres series de "traduc­ciones" bajo los h...

Ser biodegradable

Ante la imposibilidad de coordinar, velocidad y posición en tiempo real, la modernidad nos arrastra en una espiral de demencia dentro de un sistema agotado; en el presente artículo el autor advierte la necesidad de forjar una nueva conciencia planetaria que nos permita recuperar la dimensión verdadera del lugar del hombre en el cosmos.

Sumer y el aporte semita: una antropología pesimista

Las cavilaciones que dan forma al presente artículo surgen de una frase concreta escrita por Mircea Elíade en su “Historia de las creencias…” según la cual el aporte de los conquistadores semitas a la cosmovisión sumeria consistió en haber puesto un acento más pronunciado sobre el hombre. A la luz de las principales creaciones culturales (los mitos teogónicos, cosmogónicos y antropogénicos) de Sumer y de sus correlatos acadios y babilónicos, intentaremos derivar las consecuencias de ese aporte. Por motivos de comodidad y espacio, los relatos míticos sólo serán referenciados.