Fantástico

SER POLVO

Inexorable severidad de las circunstancias! Los médicos que me atendían tuvieron que darme, a mis pedidos insistentes, a mis ruegos desesperados, varias inyecciones de morfina y otras sustancias para poner como...

EL BRILLO DE LA OSCURIDAD

—Mirá, mamá, se cae el sol. Vení. —Ahora no puedo, después voy. —Dale, vení, te lo vas a perder. —Escuchame, Kiku, andá a jugar solito. Estamos hablando con papá. —Pero mamá... —Andá a jugar afue...

¡DUDEN!

Si un ser humano posa sus ojos sobre esta carta, es que ésta ha llegado a un lugar habitado, y si la lee, le pido con énfasis que dude de lo que aquí escribo. ¿Desde cuándo estoy aquí? No recuerdo, pero sí se...
Ir a la barra de herramientas