Literatura

EL VIAJE DE LOS BARCOS

Levanta el tubo. Tiene uno de esos teléfonos antiguos que ya nadie usa. La mano duda antes de marcar. Chequea con cuidado el orden de los números. Aguarda. El tono de espera y, finalmente, el chasquido que indi...

LA COMPUERTA NÚMERO 12

Pablo se aferró instintivamente a las piernas de su padre. Zumbábanle los oídos y el piso que huía debajo de sus pies le producía una extraña sensación de angustia. Creíase precipitado en aquel agujero cuya neg...

YO, MANUEL BELGRANO

Yo, Manuel Belgrano, digo a todos que no me sentí apto para la efervescencia de la hora. Pese a lo que han dicho y seguirán diciendo, la revolución no fue fácil y tampoco fue fácil para mí. Deben saber que l...

EL ENOJO DE DIOS

De todo el cuerpo, lo que más me dolía era la cintura. Lo de tener que pasar la pierna por detrás de la cabeza me resultó imposible. Había tomado clases de yoga, pero no como para convertirme en un yogui. Aunqu...
Ir a la barra de herramientas